Crónica Resurrection Fest Warm-Up 2022

¡Por fin! Tras dos años esperando cruzamos las puertas de entrada del Resurrection Fest. Crónica Resurrection Fest Warm-Up 2022. Abrazos, lloros, saltos, cervezas compartidas, besos en el suelo y un sinfín de gestos descontrolados exteriorizando las ganas de festival como deben ser. Sin espacios, mascarillas solo gente, compartir, bebida y música, mucha música.

Nuestro festival empezaba ya con una fiesta. Con las expectativas altas después de la conga kilométrica de la edición anterior. Y bueno, lo consiguieron, en fiesta, conga, bailes, inflables se convirtió la actuación de SERRABULHO.
Muchas ganas en el público que levantaba sus vasos llenos en cada instante que se le requería. Tras la marcha imperial de Star Wars y la aparición de los integrantes con vestidos de colegial y unas insistentes animadoras aquello fue un jolgorio. Grindcore que propicio la conga, mosh-pits y circle pits.

Los escoceses BLEED FROM WITHIN con su metalcore con toques agresivos del Groove, eran de los más esperados de día de hoy. Seguidores de metalcore abundan en el Resurrection y por ello el Main Stage que se estrenaba, ya se llenó de público atentos al gran pogo que se formó y más con las energías aun a tope.

Presentaron su nuevo álbum “Shrine” recién salido, con la portada en una tela gigante a sus espaldas, y nos regalaron muchas dosis de potencia. Sin duda muy en forma esta banda. Sin ser un seguidor del metalcore fueron el mejor concierto de la warm-up con bastante diferencia. Mucho cambio de intensidad milimetrado, guturales, elementos melódicos perfectamente combinados todo empacado con tintes de electrónica.

Siguiendo en el Main Stage, donde ya no nos moveríamos vimos a los neozelandese ALIEN WEAPONRY. Era su segunda aparición en el festival gallego así que para mucho fue una repetición de sensaciones de este power trío. Mucha distorsión, graves y sonidos potente era los que nos estaban ofreciendo desde el minuto uno. Y la gente ya se empezaba a calentar.

Una banda en constante progresión que cada vez más está escalando en carteles y en consonancia van creciendo en calidad y perfección. “Kai Tangata” sonó bien atronadora y sin olvidar los temas escritas en su lengua natal maorí igual que las danzas guerreras de sus antepasados.

A mi personalmente me dejó un poco frío el concierto, esperaba más de un grupo que está en el escaparate y que está llamado a ser uno de los grandes.

Llegaba el momento del plato fuerte del día, BULLET FOR MY BALLANTINE y tras el Carmina Burana que agolpó a la muchedumbre hacia las primeras posiciones saltaban los galeses para su primer corte “Your Betrayal” que ya encendió el pogo.
Desde el principio el vocalista que años atrás adoleciese de problemas vocales demostró que ha recuperado tono y está en forma de nuevo. Así “Waking the Demon” azuzó a la gente a incrementar el mosh-pit.

Sin desmerecer el aporte vocal del bajista Jamie que aporta potente growls. De hecho, en el estupendo momento que se encuentran los dos, ya no se distingue quien es el que canta.
Una sola hora de concierto que no desaprovecharon con cañonazos para romper nucas y costillas en el pogo como “All These Things I Hater”, “Over It” y el potente riff de “Shatter”. Con esta recta final quedaron muy cerca de las posiciones altas del día de calentamiento del Resurrection Fest Warm-Up. Se llama Warm-up pero con este cartel bien podría ser uno de un día con todas las letras de festival.

(Texto y fotografía : Miquel Raga)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.