SONATA ARCTICA | TRIOSPHERE | LABYRINTH | 12 DE MARZO DE 2011 | La Riviera Madrid

sonatarctica

SONATA ARCTICA: EL METAL NÓRDICO CONQUISTA LA RIVIERA

El pasado viernes 12 de marzo, pudimos presenciar en La Riviera, lo que fue el paso del ciclón Sonata Artica por la ciudad de Madrid. Ya a las 6 de la tarde una larga cola se podía divisar en la orilla del madrileño río Manzanares, y recorría el camino que llevaba hasta la puerta de la sala. Los seguidores de Sonata Arctica, ansiosos por entrar en el recinto, se agolpaban en la entrada. La hora había llegado.

En el interior, un numeroso grupo de fans, ya había aprovechado la oportunidad de ocupar las primeras filas, para poder estar lo más cerca posible de los finlandeses. Llegó el momento de romper el silencio, y los encargados de ello fueron Triosphere.

Esta banda de metal progresivo procedente de Noruega, supo dejar su huella en el escenario. Su primer trabajo se lanzó en 2007 y la gira con Sonata Arctica les está sirviendo para promocionar su segundo álbum, que en 2010 salió al mercado.

Cuando Triosphere abandonó el escenario, le llegó el turno a Labyrinth. La banda de power metal italiana supo como encantar al público con un espectáculo de ritmos trepidantes que sirvió para terminar de calentar a la multitud antes del instante más esperado de la noche.

Triosphere.jpg

Labyrinth.jpg

Y como lo prometido es deuda, llegó el gran momento. Sonata Arctica subieron al escenario acompañados de los gritos de una muchedumbre enloquecida, la luz cambió repentinamente y todo quedó envuelto en un cálido color azul.

Tony Kakko y los suyos ofrecieron un directo espectacular y particularmente emotivo, en el que consiguieron cautivar a su público. La intensidad de sus riffs, el incansable ritmo de su batería y la particularmente melódica nota de sus teclados, nos transportaron desde los primeros minutos hasta un imaginario paisaje nórdico lleno de leyenda.

Sonata_Arctica_2.jpg

Sonata_Arctica_1.jpg
El concierto empezó con algunos temas de su último álbum, la intro de «Everythings Fades To Gray», «Flag In The Ground», «The Last Amazing Grays» y «Juliet» fueron las canciones elegidas por el conjunto finés para ir abriendo boca. Dentro del repertorio podemos destacar también piezas fundamentales como «Replica», «Blank File», «Victoria´s Secret» o la mítica «Full Moon», todas ellas fueron acompañadas de las bromas de Tony Kakko, que se mostró tremendamente cercano a sus fans. La multitud totalmente entregada pudo deleitarse con una buena muestra de lo que es Sonata Arctica, un concierto emocionante que nos dejó también momentos más gamberros como «Vodka», canción compuesta únicamente para el vacile general en los directos.

En definitiva, un gran espectáculo que dejó muchas ganas de más, pero que por desgracia terminó.

El barco de Sonata Arctica vuelve a zarpar para continuar la gira de presentación de «The Days Of Grays», su último trabajo. Contaremos los días con impaciencia para poder disfrutar nuevamente de ellos.

 

 

                                                                                                                                                                                            Texto:  Gonzalo Millán 

Fotos: María de la Fuente


 

 

Comentarios

Comentarios